albondigas en salsa

Albondigas en salsa-casera

Guiso; Albondigas en salsa-casera

Esta receta de albondigas en salsa siempre me han recordado a la obra de mi mama. Una de esas porciones que triunfan cuando eres pequeño y que le pides a tu mama plazo sí y día asimismo.

No deja de ser una de esas recetas de carne que contiene los ingredientes de un buen guiso de carne. En el cual añadimos unas pelotas de carne, cazado o hortalizas, las reconocidas albóndigas.

Imprescindible agregar este plato con un buen pedazo de rebanada de pan para empapar en la besamela, una bebida de vino tinto o blanco (en la actualidad que ahora no soy tan niño 47 añitos) y una buena farándula, para mí, un planazo en toda regla, todo lo demás sobra. Esta receta de albóndigas a la cazuela o en salsa es la que me enseño mi mama y que está tal cuál, sin alteraciones, esta receta es perfecta tal cual. Así que hoy cocinaremos unas albóndigas de carne picada en una salsa de vegetales y morapio ruedo.

En algunos parajes igualmente llamadas almóndigas a la maceta, por la cifra de vegetales y verduras que llevan. Su paladar es vivo, mezcla de todos los saludos de como hacía mi madre las albóndigas en salsa y como toda la familia compartía la cacerola. Además siempre es un buen entretenimiento que requiere de algo de destreza aunque comerlas es más divertido y, sobre todo, más sustancioso.

Cómo elaborar albóndigas en salsa o albóndigas a la jardinera.

albondigas en salsa

albondigas en salsa

Esta receta de albondigas en salsa siempre me han recordado a la obra de mi mama. Una de esas porciones que triunfan cuando eres pequeño y que le pides a tu mama plazo sí y día asimismo.
Tiempo de preparación 40 min
Tiempo de cocción 30 min
Tiempo total 1 h 30 min
Plato Plato principal
Cocina Mediterránea
Raciones 4 personas
Calorías 225 kcal

Ingredientes
  

  • Para las albóndigas en salsa: 750 gr. de carne picada (cerdo, ternera ,mixta y de pollo)
  • 2 huevos medianos
  • 150 gr. de pan  blanco sin corteza y 5 cucharadas soperas de leche
  • 1 cucharada de perejil fresco picado y un poco más para espolvorear
  • 2 dientes de ajo
  • 1 cebolla
  • Sal, nuez moscada y pimienta negra recién molida (una pizca)
  • Harina suficiente para rebozar las albondigas
  • Para la salsa: 1 cebolla
  • 1/2 pimiento rojo o pimiento choricero
  • 100 gr. de guisantes
  • 400 gr. de patatas
  • 2 dientes de ajo
  • 130 ml de vino blanco o 1/2 copa de brandy, 1/2 lr de caldo de pollo y un poco de agua
  • Unas hebras de azafrán o colorante, sal, pimienta negra y 1 hoja de laurel
  • Aceite de oliva virgen extra suave (para la fritura albóndigas y para la salsa)

Elaboración paso a paso
 

  • Preparamos la salsa. Lavamos y picamos en regalados bastante pequeños la cebolla. Laminamos el diente de ajo en una cazuela baja.
  • Añadimos un chorro de aceite de oliva virgen y ponemos a pochar la cebolla y el ajo.
  • Lavamos y cortamos en trocitos las zanahorias y el pimiento rojo. Cuando la cebolla haya pochado, añadimos el sobrante de integrantes y rehogamos. Salpimentamos al deleite.
  • Añadimos una cucharada reducida de fécula a la olla y tuesta la fécula durante un minuto removiendo perfectamente.
  • Dejamos que los ingredientes suelten todo el líquido durante unos 5 minutos. Cuando haya reducido vertemos el vino ruedo y dejamos que se cocinen a fuego bastante bajo. Este proceso necesitará unos 15 minutos cerca de, así la zanahoria quedará en su punto con el sobrante de verduras
  • Mientras se hace la verdura preparamos la mezcla de las albóndigas. Vamos a hacer las pelotas de carne, que todas salgan más o menos igual.
  • Salpimentamos la carne picada, tanto la de ternera como la de cerdo en un cuenco grande.
  • Rompemos los 2 huevos y los añadimos junto con la nuez moscada, el perejil fresco (o si no tenemos seco), las rebanadas de pan sin la corteza que previamente hemos remojado en leche durante unos minutos. Dejamos que repose la mezcla.
  • Vamos a cocer unos minutos la cebolla y el ajo. De esta forma conseguiremos que la cebolla se reblandezca y que nuestras albóndigas queden con una textura homogénea.
  • Además reduciremos levemente la fuerza del ajo y la cebolla dando más suavidad a la mezcla de las albóndigas.
  • Elaboracion final de las albóndigas en salsa:
  • Picamos los 2 dientes de ajo muy picaditos (sin el brote interior o tuero para que no repita) y la cebolla en trocitos pequeños.
  • Ponemos jugo a sacudir y cuando hierva añadimos la cebolla y el ajo.
  • Dejamos cocer durante 2 minutos Escurrimos y enfriamos con caldo fría, con anterioridad de agregar a la mezcla anterior.
  • En cuanto veamos que está bien de temperatura mezclamos con la carne. Removemos todo bien con las manos incluso que se mezclen los constituyentes.
  • Tapamos con film transparente y dejamos reposa una hora en la refrigeradora.
  • Pasado el momento de ocio sacamos la carne de la refrigeradora. Esta será la base de nuestras futuras albóndigas. Sin temor empezamos a gestionar la masa haciendo reducidas (o grandes, eso al sabor) pelotas que luego pasaremos por fécula.
  • Para ello, ponemos fécula en un plato. Con una cucharilla, te ayudas para coger un poco de carne picada que bolearás con las manos. Da una primera pasada, dejando la primera albóndiga redondita.
  • Las pasas por la harina del plato, la boleas un poco más y la dejas en otro plato limpio, y así sucesivamente.
  • Posicion final y recomendaciones para las albóndigas:
  • Las dejamos en un plato a la salida de la sartén. Las sacudimos un poco para separar el abuso de harina.
  • Freímos en aceite de oliva virgen extra suave (picual) perfectamente caliente, unos tres minutos son bastantes. Reservamos.
  • Añadimos las albóndigas a la cacerola, el azafrán y el laurel. Cuando el vino haya rebajado un poco añadimos el jugo de pollo caliente y los guisantes, dejamos al fuego 10 minutos. Si vemos que la salsa se queda bastante espesa rectificamos con jugo (siempre caliente para no cortar la cocción). Cuando la bechamela esté lista probamos de sal. Rectificamos si es requerido.
  • Dejamos que reposen unos 5 minutos mientras tanto freímos las papas con el tipo de hartazgo que más te guste. Las servimos calentitas tal cual, un gran plato único.
  • Si no queréis acompañarlas con papas un buen puré de papas es una alternativa. Otra elección es realizar un arroz ruedo como custodia, el arroz albero es óptimo para falsificar con la bechamela de las almóndigas. Sin darte bolita te has montado una olla estupenda.
Keyword albondigas en salsa, receta de albondiga en salsa, receta de albondigas a la jardinera, receta de albondigas en salsa casera

 

Consejos para unas perfectas albóndigas en salsa 

Hay cientos de introducciones de esta receta, cada una con sus truquitos. Los resultados finales son similares a los de las tortillas de papas o las croquetas de cada morada, no hay dos iguales. Aquí tenéis algunos consejos para, inclusive corregir esta receta.

En el enjuiciamiento de mudar la semilla de la carne. Si vieras que no has secado acertadamente el sustento que has regado en palo y que la aleación no te queda perfectamente liada es porque hay humedad de superfluidad. Puedes juntar un poco de pan rallado para dejarla compacta, adyacente luego beneficiosa.

Nunca debe concluir sequía, sino en ocasión de pelotas de carne tendrás losas. Para que las albóndigas queden más agradables y jugosas agrega una cucharada de aceite de oliva virgen extra a la unión de la carne.

Cuándo prepares las albóndigas no debes amontonarlas unas sobre las otras, cada una tendrá su mundo. En caso contrario, se te acabarán pegando unas con las otras y perderán su faceta y su encantamiento. Una fase de que no se te pegue la carne a las partidas es mojártelas para que queden húmedas (no tienen que estar chorreando, solo húmedas). En esta receta de albóndigas a la empuñadura se pueden sustituir los guisantes por un talego de menestra congelada.

A la hora de condimentar la carne, podéis anudar ajo en polvo, sal y perejil. Incluso vuestras especias elegidas, tomillo, salvia, albahaca, orégano… lo que más os guste en casa. Mucho cuidado cuando tostéis el azafrán porque en cuestión de segundo (dependiendo del calor de las sartén) se quema y queda para la basura.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recipe Rating




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.